domingo, 30 de abril de 2017

La historia de la nueva joya de Boca: Gonzalo Maroni

El juvenil debutó como titular ante Arsenal y se dio el gusto de convertir en la goleada de Boca. Quién es este cordobés de 18 años



Guillermo Barros Schelotto apostó por una de las jóvenes promesas de la cantera xeneize y tuvo resultados: Gonzalo Maroni redondeó una muy buena actuación ante Arsenal y decretó cifras definitivas en el resultado, con una gran volea. El pibe fue reemplazado por Junior Benítez en el complemento y se llevó una ovación que jamás se olvidará.




Nació en Córdoba, tiene 18 años y ya había disfrutado de un puñado de minutos en Primera frente a Estudiantes, pero ahora le tocó estrenarse como titular. Maroni hizo sus primeros goles en la escuelita EFUL de su provincia natal, al mismo tiempo que gritaba los de su querido Instituto. En Alta Córdoba se fue enamorando del fútbol y llegó a integrar las inferiores de la Gloria.





A pesar de que Belgrano y San Lorenzo se mostraron interesados en llevárselo, la respuesta siempre fue negativa, a la espera de debutar en Instituto. Y el sueño se cumplió en 2015, cuando Héctor Rivoira lo puso en un encuentro de local frente a Atlético Tucumán. Con sólo 16 años, sumó experiencia y algunos partidos más, antes de llamar la atención de Boca, que fue decidido a comprarlo.

El Xeneize puso 6 millones de pesos para quedarse con el 90 por ciento de su ficha (en el paquete también fue incluido Agustín Llanos). Como Barros Schelotto apeló a la rotación por la participación en la Libertadores del año pasado, le tocó sustituir a Alexis Messidoro en el duelo antes mencionado contra el Pincha, en La Plata. Desde allí empezó a dar qué hablar en la Reserva, donde exhibe un estilo de juego similar al de Pablo Aimar.



Hace algún tiempo, Maroni conoció a Paulo Dybala, en un amistoso ante Newell's que sirvió para recaudar fondos para el ex club del atacante de la Selección. "Es un ídolo actual. Entré con él a la cancha y fue una gran emoción", declaró en aquel momento. Comparte su cuna futbolística y ahora anhela proyectar una carrera como la del hombre de la Juventus.

Su carta de presentación fue con un sombrero y un caño en la misma jugada, durante el partido ante Arsenal. El público disfrutó de sus primeras fintas y seguramente será una alternativa potable para Guillermo.


No hay comentarios:

Publicar un comentario